Martes, 24 de Noviembre de 2020

INICIO | PERFILL
PERFILL

Pasos pequeños para grandes cambios

Por: LP. Siria Elena Contreras López
Licenciada en Psicología con enfoque en el desarrollo organizacional y la metodología Lean.
siria.contreras@strategamagazine.com

Share This:

Si hubiera una manera de mantener los cambios en tu vida, ¿la usarías? El libro El Paraíso es tu casa, de Diana Quan, explica el método Kaizen (traducido como mejoramiento continuo). La idea es trabajar con base en pequeños progresos para que los cambios sean permanentes; se puede aplicar en la vida personal o profesional, sólo hay que seguir estos pasos:

  1. Identificar oportunidades de mejora. ¿Cuál es el proceso que quieres mejorar? Puede ser tu rutina, desde que te levantas hasta que entras al trabajo. Hay muchas cosas que hacer y poco tiempo; por lo que seguido olvidamos algo o llegamos tarde.
  2. Determinar metas. Deben ser específicas, medibles, alcanzables, relevantes y temporales (SMART, por sus siglas en inglés). Nuestra meta puede ser disminuir llegar tarde a cuatro veces por mes, durante los siguientes dos meses. Para asegurarnos de cumplir, debemos llevar un récord de nuestro horario durante este tiempo.
  3. Hacer un plan. Buscar la raíz de los problemas. ¿Qué necesito para llegar temprano? Organizar mis cosas, crear una lista; recordemos que los cambios pequeños son más sustentables que los grandes.
  4. Implementar/Ejecutar. La constancia es primordial. Cuanto más hagamos algo, más automático se vuelve, hasta que se convierte en parte de nuestra rutina. Lo importante es continuar aplicando modificaciones y aprender de los errores. Si tenemos una mentalidad de todo o nada, esta interfiere en el camino de los cambios.
  5. Revisar resultados. Se evalúan los resultados y se analiza si existe una alternativa más fácil.
  6. Continuar mejorando. Para asegurarnos de no recaer, hay que recordar que las mejoras no son sólo un trayecto de ida, sino un ciclo que continúa.

Al aplicar Kaizen podrás corregir los aspectos que dificulten tu crecimiento, sin invertir mucho tiempo. Si vamos mejorando poco a poco, nos sorprenderá descubrir hasta dónde podemos llegar.